Una pequeña reflexión para estos días.....

Lo peor de estos "rallyes de odio", que tenemos hoy en muchos lugares del mundo y que proviene de varias partes a la vez, es que rompe y agrieta más profundamente la posibilidad de conciliar propuestas del buen vivir en común. Vamos apresurando, como dice Edgar Morín, la destrucción planetaria. Si no paramos un segundo de esta loca carrera de ambiciones y vanidades, para tratar de entender, respetar y tolerar la complejidad de cada grupo humano, no tendremos derecho a sentirnos libres de no haber echado más leña al fuego. La linealidad determinista, nos quiere llevar a un fin apocalíptico, me resisto desde mi opción de no claudicar por un mundo mejor para mis hijos, por el recuerdo de mis abuelos y por mi amig@s que sienten en momentos como éste, un bloqueo en la garganta, obstruida por el miedo de llorar por los caídos, de un bloque o del otro, que son las verdaderas víctimas en este desenfreno que busca parametrizar nuestra libertad...
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

De almuerzo hoy quiero arepas con espumilla...